¿A qué hora abre la Bolsa de Nueva York?

A que hora abre la Bolsa de Nueva York
¿A qué hora abre la bolsa de Nueva York?

A qué hora abre la Bolsa de Nueva York es una de las preguntas más comunes entre los nuevos aficionados a los mercados financieros. La Bolsa de Nueva York es la principal bolsa estadounidense y por tanto del mundo, donde se ejecutan millones de operaciones de trading cada día. Y es el mercado que mueve al resto de bolsas mundiales.

El horario de la Bolsa de Nueva York es siempre el mismo: abre a las 9.30 de la mañana y cierra a las 4 de la tarde. Esas horas corresponden a la Costa Este de Estados Unidos, donde se encuentra la ciudad de Nueva York. Si no vives en esa zona horaria, tienes que adaptarte. Por ejemplo, la Bolsa de Nueva York abre a las 3.30 pm en España y a las 11.30 am en Buenos Aires (en invierno, luego te lo explicamos).

 

¿A qué hora abre la Bolsa de Nueva York en mi país?

Aunque Wall Street abre y cierra siempre a la misma hora, existe una diferencia horaria con muchos países de habla hispana. Además, Estados Unidos cambia al horario de verano en primavera y al horario de invierno en otoño. En algunos países no existe este cambio horario y, por tanto, para sus ciudadanos, durante aproximadamente la mitad del año el horario de la Bolsa de Nueva York es distinto al de la otra mitad.

Según el horario de invierno estadounidense, la Bolsa de Nueva York abre a las:

  • 3.30 pm en España
  • 11.30 am en Argentina*
  • 8.30 am en México D.F.**
  • 9.30 am en Colombia
  • 10.30 am en Venezuela
  • 11.30 am en Santiago de Chile**
  • 9.30 am en Perú
  • 9.30 am en Ecuador

¿A qué hora cierra la Bolsa de Nueva York?

El horario de cierre será, por tanto:

  • 10 pm en España
  • 6 pm en Argentina*
  • 3 pm en México D.F.**
  • 4 pm en Colombia
  • 5 pm en Venezuela
  • 6 pm en Santiago de Chile**
  • 4 pm en Perú
  • 4 pm en Ecuador

* El país no cambia de horario en todo el año

** El país tiene varias zonas horarias

Recuerda que los días feriados en la Bolsa de Nueva York son nueve cada año. Y que sábados y domingos el mercado permanece cerrado.

¿A qué hora abren los futuros americanos?

El horario descrito anteriormente corresponde a las horas regulares de la renta variable. Otro mercado estadounidense muy importante es el de los futuros de índices bursátiles y materias primas. Por ello, a qué hora abren los futuros americanos también es otra pregunta muy común entre inversores novatos. El mayor mercado de futuros se encuentra en Chicago, cuya zona horaria es distinta a la de Nueva York. En concreto, Chicago siempre tiene una hora menos que Nueva York.

Los futuros americanos abren (casi) ininterrumpidamente desde el domingo por la tarde hasta el viernes por la tarde. Específicamente, abren el domingo a las 5 pm de Chicago (6 pm de Nueva York) y cierran el viernes a las 3.15 pm de Chicago (4.15 pm de Nueva York). Recuerda que cuando hablamos de «los futuros» normalmente nos referimos a los futuros sobre índices bursátiles. Si fuesen sobre materias primas o algún otro activo se tiende a especificar en la frase.

¿Por qué la bolsa no abre 24 horas al día los 365 días del año?

Uno de los principales objetivos de la bolsa de valores es encontrar un precio justo para cada una de las acciones que cotizan en ella. Para que esto se posible, el mercado necesita que haya un número importante de compradores y vendedores. En bolsa, este hecho está relacionado con el concepto de liquidez.

En un mercado líquido, cuando intentas vender un paquete de acciones obtendrás un precio justo (al menos en ese momento dado). Lo cual significa que habrá multitud de compradores y vendedores y, por tanto, el spread será pequeño. El spread es la diferencia entre el precio al que los compradores se ofrecen a comprar las acciones y el precio al que los vendedores se ofrecen a vender sus acciones.

En momentos donde no hay mucha liquidez, como puede ser en horario pre-market o after-hours, este spread puede ser muy amplio y tus acciones pueden ser vendidas a un precio mucho menor de lo que sería razonable. O tus acciones compradas a un precio muy superior del que se daría si hubiese suficiente liquidez.

Durante las horas en las que el mercado está abierto, los traders de los grandes bancos, los market makers, los fondos de inversión y la mayoría de inversores alrededor del mundo están operando en él. Esto favorece que haya una gran liquidez en la mayoría de acciones más operadas y que los precios de cada operación sean ajustados.

Si la Bolsa de Nueva York y el resto de mercados estadounidenses abriesen 24 horas al día, la liquidez fuera de «horas de trabajo» de los grandes bancos sería mucho menor. Y la liquidez aportada por el resto de inversores alrededor del mundo probablemente se distribuiría en otros momentos del día. Con muchos menos participantes en el mercado y poca liquidez, las operaciones de trading son más complicadas y pueden acarrear grandes pérdidas, especialmente para los inversores menos experimentados.

¿Qué ocurre cuando la Bolsa de Nueva York está cerrada?

La respuesta más sencilla es: los traders están descansando. Pero, además de ello, los operarios de la Bolsa de Nueva York se encargan de revisar el cierre de todas las operaciones que han ocurrido durante el día y de que todo está preparado para la nueva jornada de mercado.

Además, durante la noche y la madrugada, se producen ciertos eventos en los mercados financieros que justifican que la bolsa no abra 24 horas al día. Por ejemplo, las empresas pueden publicar comunicados que tendrán un gran impacto en su cotización. Cambios en su ejecutiva, adquisiciones, un split de sus acciones o la presentación de sus resultados trimestrales.

Estas noticias de gran impacto podrían provocar fuertes movimientos en la cotización de la acción si se publicasen mientras el mercado está abierto.

¿Cuándo es mejor invertir en la Bolsa de Nueva York?

Como en cualquier otro mercado financiero, el mejor momento para invertir en acciones que cotizan en la Bolsa de Nueva York es durante las horas en las que abre oficialmente. La liquidez de la mayoría de acciones es altísima, especialmente de aquellas que pertenecen a los grandes índices bursátiles como el Dow Jones o el S&P 500.

Otra forma muy interesante de garantizar que vamos a obtener un precio justo en nuestra inversión es operar ETFs con alta liquidez. Por ejemplo, los ETFs asociados a sectores del S&P 500 son operados intensamente durante los días cuando la Bolsa de Nueva York está abierta. Esto nos garantiza que cuando queramos comprar o vender nuestra posición siempre encontraremos spreads pequeños que nos permitirán obtener un precio adecuado para ese momento.

Resumiendo, la Bolsa de Nueva York tiene un horario de apertura y cierre bien definido. Las dos principales razones para no abrir la bolsa 24 horas al día son:

  1. Garantizar que hay suficiente liquidez para que los inversores obtengan un precio justo en cada operación.
  2. Permitir que los traders absorban tranquilamente las noticias más relevantes publicadas por las empresas cotizadas. Para ello, las compañías esperan a que cierre el mercado para comunicarlas y así evitar el pánico y la euforia en momentos cuando el mercado está abierto.

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.